jueves, 25 de marzo de 2010

Alicia en el país de las Maravillas (2010)

Añadir vídeoTim Burton, me fallaste... :(

Como ha sido costumbre desde 1989, me dirigí al cine para apreciar el nuevo estreno de Tim Burton, que desde esa época cautivó mis sentidos con Batman. Desde entonces he acudido fiel a todos sus estrenos en cine: Desde Mars Attacks, Charlie y la fábrica de chocolates...incluso el Planeta de los Simios!!! creo que sólo se me escapó Sweeney Tood, que la vi en DVD. Pero el pasado fin de semana junto con mi esposa llevamos a nuestro pequeño diablillo a ver Alicia en el País de las Maravillas, cuyo trailer tenía anonadado al pequeño criaturo por su colorido y sus elaborados personajes, sobretodo el gato Risón.

En el colegio tuve que leer el cuento original, tanto Alicia en el país de las maravillas como Alicia en el espejo, tomándole a la obra cierto encanto y cariño por entrañables personajes como el conejo blanco, los gemelos Tweedley, el huevo Humpty Dumpty, todos ellos representados en el libro por bellas ilustraciones del célebre John Teniel. Todo eso más la promesa de la dirección estética de Burton prometían un festín, pero al final se nota que Burton lo que estaba haciendo era un encargo a la medida de sus clientes (léase Disney).

Alicia en el país de las maravillas es una libre interpretación de Burton sobre Alicia adulta de vuelta al país de las maravillas que está en caos ya que la caprichosa Reina Roja es quien gobierna. Burton se la fumó verde: una Alicia en edad de merecer vuelve a su mundo imaginario donde encuentra personajes con estética harakuju-emo-punketoide y termina insinuando una atracción sentimental-física-sexual por el sombrerero loco??? WTF!!!!! Hasta el mismísimo Lewis Carrol que también estaba ya bien tostado por su adicción al opio y su gusto y pionera labor en la pornografía infantil se molestaría por quitarle la elegancia y la estética de la Europa del S. XIX y volverla aún más lisérgica de lo que ya era y adicionarle pizcas de tribus urbanas gomeloides. Si bien la obra original de Carrol era un engaño para atraer niñas incautas para oscuros propósitos, la obra de Burton no dista de ello, atraer niños y niñas incautos, floggers y frikis de su obra para los oscuros propósitos económicos de la casa Disney.

Me siento ultrajado, ésta vez Johnny Depp no me convenció, debería alejarse ya del loco Burton, igual Helena Bonham Carter, que aunque graciosa, su presencia es cansina y su protagonismo es forzado. la Reina Blanca interpretada por la bella Anne Hattaway, desperdicia toda la belleza de la actriz y del personaje para presentarnos una hippie insoportable vestida con las cortinas y maquillada como una metalera de Bosa. El único personaje donde se destaca una estética coherente a la historia es la Sota de Corazones (Crispin Glover).
Calificación: 5/10, Donde 1 es El Tim Burton de hoy y 10 el Tim Burton de Frankenweenie, Vincent y Batman....

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Ya había escuchado y leído malos comentarios. Casi me dejo seducir por el 3D, mejor espero y la veo en vídeo.

ED667 dijo...

Otra mancha en el curriculum del señor Burton, después que ya había superado el impasse del planeta de los micos.